Qué esperar y cómo conseguir una recuperación rápida

AFTER SURGERY

LO QUE USTED DEBE SABER ANTES DE LA CIRUGÍA

Inmediatamente después de la cirugía

Déjese la gasa por media hora después de la cirugía. Esto ayuda a la coagulación, de manera que pare el sangrado. Después de media hora, bote la gasa..

Evite cualquier cosa que pueda quitar el coágulo que se forma. Excesivos enjuagues bucales, tocar el área afectada con la lengua o los dedos puede provocar el sangrado.

Tome los analgésicos prescritos tan pronto como empiece a sentir molestia. Esto normalmente coincide con el momento en que comienza a quitarse el efecto de la anestesia.

Limite sus actividades el día de su cirugía y retome su actividad normal cuando se sienta cómodo.

Aplique hielo en su cara y mandíbula después de la cirugía para reducir la inflamación.

Precaución: Si se sienta o se levanta muy rápidamente después de haber estado acostado, puede experimentar mareo. Tenga cuidado

1. Hemorragia

Es normal que haya hemorragia después de la cirugía. Si tiene hemorragia, lávese la boca para remover los coágulos y muerda una gasa durante 30 minutos.

Si continúa la hemorragia, muerda una bolsa de té humedecida por 30 minutos.El ácido tánico de la bolsa del té ayudará a la coagulación, contrayendo los vasos sanguíneos.Así mismo, permanezca sentado y evite hacer ejercicio.

Si no cede la hemorragia, llámenos al (415) 285-0526

2. Inflamación y decoloración

El nivel de inflamación normalmente es proporcional al tipo de cirugía realizado. Es normal que se inflame el área alrededor de la boca, las mejillas y los ojos. Esta es la reacción normal del cuerpo.Puede que no se presente inflamación hasta el día siguiente a la cirugía y puede que se agudice a los dos o tres días después. Sin embargo, puede minimizarse con la aplicación de hielo inmediatamente después de la cirugía y durante las siguientes 36 horas.

En algunos casos, puede presentarse decoloración de la piel después de la inflamación. El desarrollo de hematomas negros, azules, verdes o amarillos se debe a la hemorragia bajo los tejidos. Esto es normal después de una cirugía y puede producirse hasta tres días después. Para ayudar a la piel a recuperar su color natural, pueden aplicarse compresas húmedas calientes.

3. Dolor

Para el dolor moderado, tome una o dos tabletas de acetaminofén (Tylenol o Extra Strength Tylenol) cada tres a cuatro horas, o dos o tres tabletas de 200 mg de ibuprofeno (Motrin o Advil) cada 6 a 8 horas.

Para el dolor severo, tome el medicamento prescrito, según las indicaciones, el cual puede producir mareo y reducir sus reflejos. Usted no podrá conducir ni manejar maquinaria. Evite las bebidas alcohólicas. El dolor o molestia después de la cirugía cederá gradualmente con el paso de los días. Si persiste, puede requerir atención, por lo que le sugerimos llamarnos al (415) 285-0526.

Precaución: Varios medicamentos que prescribimos en la clínica como el Vicodin, el Darvocet, el Norco y el Tylenol #3 contienen acetaminofén. No exceda la dosis prescrita por el Dr. Luque. Además, no los mezcle con otros medicamentos de venta libre que puedan contener acetaminofén, como el Tylenol, sea regular o extra fuerte, o con formulaciones para el resfriado o antigripales. El acetaminofén en cantidades excesivas puede tener serios efectos sobre su salud.

4. Dieta

Es importante consumir muchos líquidos después de una anestesia general o de la sedación intravenosa. No use pitillo para beber. La succión puede causar más hemorragia, haciendo que se salga el coágulo.

Usted puede comer cualquier alimento blando, masticando lejos del sitio de al cirugía. Es importante consumir alimentos con alto contenido de proteínas y calorías. Se sentirá mejor, tendrá más energía, menos molestia y sanará más rápido si come normalmente..

5. Mantenga la boca limpia

Puede lavarse los dientes con cuidado y enguajarse la noche después de la cirugía, pero tenga cuidado de no remover los coágulos. Al día siguiente, comience a enjuagarse suavemente de 5 a 6 veces al día con una taza de agua tibia mezclada con una cucharadita de sal, especialmente después de haber comido.

6. Antibióticos

Si se le han prescrito antibióticos, tómelos según las indicaciones. Los antibióticos sirven para ayudar a prevenir las infecciones. Llámenos si experimenta alguna reacción adversa al medicamento.

7. Náusea y vómito

La náusea y el vómito después de una cirugía obedecen a una combinación de factores, tales como haber estado en ayunas, haber tragado sangre durante el procedimiento y los efectos secundarios de los medicamentos que se hayan usado durante la cirugía. Justo después del procedimiento, procure tomar líquidos con leche (yogur, malteada…) para contrarrestar la acidez en el estómago. Los lácteos disminuirán el riesgo de náusea.

Si siente náuseas y/o vómito, tome pequeños sorbos de soda o té para aliviar la molestia. Evite tomar los medicamentos prescritos hasta que pasen las náuseas..

Otros efectos secundarios que podría experimentar son:

  • Es normal sentir dormidos los labios, la barbilla o la lengua. Tenga cuidado de no morderse.
  • No es raro que se presente una ligera elevación de la temperatura después de la cirugía. Tome Tylenol o ibuprofeno para bajar la fiebre, y llámenos en caso de que ésta persista.
  • Ocasionalmente, los pacientes pueden sentir protuberancias en la boca. Estas protuberancias normalmente se reducen naturalmente. Si no, el Sr. Luque puede retirarlas
  • Mantenga humectados los labios para evitar que se cuarteen.
  • No es raro que duela la garganta al tragar. Los músculos de la garganta pueden inflamarse por la cirugía, de modo que el sencillo acto de tragar puede ser doloroso. Esto puede durar de dos a tres días.
  • La rigidez de los músculos mandibulares (conocida como trismus) puede causar dificultad para abrir la boca en los días siguientes a la cirugía. Esto es normal y se quitará con el tiempo.